‘Cielos de barro’

CHACÓN, Dulce. Cielos de barro. 2000.

«Cielos de barro arranca como una novela de intriga —un crimen múltiple y la búsqueda de su autor—, pero es mucho más que eso. Las historias que surgen en la reconstrucción de ese trágico suceso nos hablan de pasiones sublimes y rastreras, como el amor y el odio familiares, los enfrentamientos entre amos y siervos, la pasión erótica y el ruido, y la furia de las guerras.»

Edición de Planeta, 2007

Edición de Planeta, 2007.

Aunque Cielos de barro ganara el Premio Azorín de la Diputación de Alicante el año 2000, no se puede decir que sea una novela famosa. ¿Qué me llevó a coger este libro de una estantería entre cientos de otros? Hace ya una década que me prestaron La voz dormida, una novela histórica de la misma autora que narra el sufrimiento de unas mujeres republicanas en una cárcel franquista. La disfruté mucho y consideré que era hora de leer algo más de Dulce Chacón.

Cielos de barro se narra en dos tiempos y a dos voces. Se alternan capítulos narrados en primera persona sobre el pasado más cercano y otros en los que un narrador omnisciente que se remonta a un pasado anterior. Este último no tiene nada de particular. El primero, sin embargo, es un viejo alfarero al que un inspector visita y solo conocemos su lado de la conversación.

El viejo alfarero está muy bien dibujado, con una forma de expresarse característica muy conseguida que hace al personaje creíble y casi real. El narrador omnisciente era necesario para desentrañar el misterio de las muertes. Se suceden contando pedazos de dos historias aparentemente inconexas al principio para terminar uniéndose en el presente.

Por su forma de hablar algo desordenada —natural—, el alfarero puede ser complejo de entender para aquellos no acostumbrados a textos en español. No lo recomiendo a extranjeros en sus primeros contactos con la literatura castellana. A todos los demás, la alternancia de líneas temporales les puede causar cierta confusión cuando se acumulan varios nombres, algunos coincidentes o parecidos.

Aun así, Cielos de barro es una novela adictiva de la que no se puede escapar una vez que el lector se familiariza con la voz del alfarero y los distintos personajes. Entonces es cuando empieza a atar cabos y disfruta de verdad esta obra. Además, el desenlace deja algún detalle en el aire, y ya sabéis que soy entusiasta de los finales que no lo son.

3 thoughts on “‘Cielos de barro’

Què n'opines?

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s